viernes, 14 de octubre de 2011

Bosques petrificados: "Y los bosques se hicieron piedra"

BOSQUES PETRIFICADOS
VALIOSA INFORMACIÓN SOBRE ELLOS 

Inauguro está entrada mostrándoles imágenes de bellísimos minerales y piedras semipreciosas que pueden localizarse en el globo. Para empezar el jaspe:

 A continuación, el opalo:
 Ahora, el ónix:
¿Qué tiene en común todos estos minerales y piedras semipreciosas?
Qué todos estos minerales se componen de cuarzo que ha sido cristalizado de un modo y manera muy concretos. Este proceso de cristalización también existe en los "árboles petrificados", que también están compuestos, al igual que las gemas aludidas, por cuarzo, mineral muy abundante en la naturaleza.
Aquí tenemos un tronco petrificado.
 ¿Pero, cómo se han hecho de piedra los bosques?
Esto se produce cuando la madera queda enterrada, como en el caso de un tronco cubierto por las arenas de un río o el de un bosque enterro sepultado por las cenizas de una erupción volcánica. En ambos casos, la madera se satura de agua en lenta circulación bajo la superficie. Si esa agua lleva ácido silícico en disolución, cosa que ocurre mucho en una zona volcánica, éste se precipita en forma microgranular en cada célula vegetal, de modo que todo el tronco o árbol em cuestión queda impregnado de óxido silícico. En algunos casos se ha encontrado madera cuartificada cuyas formas externas e incluso la forma interna se han conservado en forma tal que no sólo se han podido contar los anillos anuales con fidelidad sino que se ha podido determinar la especie misma de la planta.
Otro tronco petrificado.
 A continuación, veremos imágenes de los troncos del parque nacional de Yellowstone (EUA), veremos como en ellos, la madera petrificada espejea en muchos colores. La madera en cuestión procede del triásico, es decir que posee unos 200 millones de años. Entonces crecían en la zona que hasta ahora prosigue teniendo actividad volcánica. 

Al determinar la especie de uno de los árboles que haciéndose piedra, sobrevivieron a la prehistoria, se puede reconstruir la fauna del lugar, del mismo modo ayuda a contribuir en la determinación del clima que en épocas primigenias, tuvo la zona.
Tronco de araucaria petrificada, se puede alcanzar a ver los anillos anuales y con un poco más de esfuerzo, la estructura celular.
Tronco petrificado del parque de Arizona, en Estados Unidos.

NOTA: La presente información está extraída del libro "Enigmas de la naturaleza", de Helga Menzel-Tettenborn y K. Theodor.


 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada